Quiero cambiar mi vida y sus secretos

Quiero cambiar mi vida, pero no puedo; ¿Por qué otros pueden lograrlo y yo no? Es como una enfermedad que te mata cada día. Necesitas saber como tener fuerza de voluntad, pasión por la vida, sentirte mejor conmigo, tener nuevas y hermosas experiencias... quiero sentirme más saludable, ser la persona que siempre soñé ser, vivir la vida que deseo para mi.

¿Te has sentido así? Seguramente un millón de veces lo has intentado, pero te quedas a medio camino. ¿Dónde está el secreto?

Cambiar nos ilusiona. Nos ponemos fechas para dar inicio a esta nueva aventura. Pero nuestras energías se encuentran dormidas, por obstáculos, accidentes o casualidades comenzamos a posponer los días y luego nos vamos rindiendo poco a poco a nuestra debilidad. Finalmente, nos sentimos fracasados.

Sabemos que mejorar y cambiar sólo depende de nosotros mismos, pero no encontramos esa fuerza, esa magia que nos impulse realmente a no salirnos o alejarnos de nuestro propósito.
Aunque leas miles de libros, recetas o tips de autoayuda no logras despertar esa chispa.
Prácticamente sabes casi todo lo que tienes que hacer para cambiar. Pero no lo logras, desesperados reclamamos: ¡¡Quiero cambiar mi vida y no puedo!! Quiero un futuro mejor, una nueva vida!!

Sabemos que si realizamos esos cambios nuestra historia cotidiana tendrá un maravilloso vuelco, pero a pesar de ello, ¿Dónde esta la energía que me dará ese tirón definitivo?. A veces culpamos a nuestros padres, a nuestra historia personal o nos conformamos diciendo que tenemos mala suerte, que no tenemos los medios para lograrlo. Y ahí de nuevo nos deprimimos y abandonamos nuestras metas.

¿Podemos cambiar nuestra vida realmente? Pues claro que sí y depende de las metas que nos hayamos propuesto. Depende mucho de cuánto nos conocemos en cuánto a nuestras fortalezas y debilidades.


¿Qué quiero cambiar de mi vida? Quiero bajar de peso, quiero dejar de estar deprimido, quiero atraer el amor a mi vida, quiero un nuevo trabajo, quiero dejar de sentirme aburrido, quiero estudiar, quiero viajar, etc. Finalmente es modificar nuestra vida actual.

¿Qué debo cambiar? Es lo primero que nos preguntamos antes de comenzar. Nuestros estados emocionales que se encuentran deprimidos y que nos molestan y desagradan.

Lo importante aquí es estar atento a lo que sentimos, como hemos mencionado en otras ocasiones las emociones son una guía útil. Pero no confundir un sentimiento negativo apropiado como respuesta a una ofensa u obstáculo que se entiende como un proceso natural de reacción. Hablamos de las emociones y sentimientos crónicos y constantes.

La estimulación o admiración es apropiada, la envidia va en desmedro de ti mismo, por ejemplo. En ocasiones es difícil darse cuenta, pero vamos estamos en esto, puedes avanzar!!!. Todas esas emociones que te hacen sentir bien que aumentan tu ánimo, todo aquellas emociones que van a impulsar tu desarrollo personal y el cambio son positivas.

Todo lo anterior suena fantástico, y muchas veces lo hemos experimentado, entonces, ¿Por qué fallamos? ¿Por qué no puedo lograrlo? Hay un ingrediente que es necesario para prender y dar inicio a este proceso maravilloso.
fuego
Es la fuerza de voluntad. Es esa pasión como fuego que te quema por dentro y te ilumina. Es ese fuego que te impulsa como nada en el mundo. Es esa pasión, ese amor que sientes por ti. Porque sientes que mereces lo mejor. Sabes que es tu derecho natural como ser humano.
Entonces, si ya se lo que quiero y cuales son los pasos que debo realizar nos aseguraremos de prender ese fuego interior, esa pasión, esa fuerza de voluntad que nos catapultará muy lejos, por que esta vez si lo lograremos!!

Para muchos de ustedes que se sienten así que saben miles de recetas y revelaciones, pero que no han podido conectar, les voy a compartir un secreto.

Aunque me había leído muchos libros de pronto un día pensé que necesitaba rápido tener fuerza de voluntad, ganas por mi misma, pero modificar mi forma de pensar me tomaría muchas horas y tiempo.

Me preguntaba si habría alguna forma de activarla, ¿Existiría una receta o estimulante para crear esa sensación? ¿Podría encontrar ayuda que realmente fuese una diferencia para cambiar los hábitos y creencias negativas?

Buscando información sobre la energía del cuerpo encontré que existían varias posibilidades y que todas estaban a nuestro alcance.

Por ejemplo encontré casos donde la alimentación es fundamental. Incluso me sorprendió que la falta de minerales como el magnesio, o el ión de calcio o algo tan simple como el fluor presente en el agua también afectaba nuestros estados emocionales y de alguna manera también influía en nuestros pensamientos, hasta nuestro carácter.

Otra alternativa fue descubrir la acupuntura. En nuestro cuerpo hay ciertos puntos energéticos que si son activados, se mueve la energía por todos esos canales o meridianos activando algunas sensaciones y emociones que estaban en forma natural en nuestro cuerpo, pero que estaban bloqueadas y también que existen métodos para abrir nuestros chakras cerrados para que reciban la energía necesaria para vivir.

Después de muchos años intentándolo, sintiendo el fracaso y la impotencia para ser constante y tener ganas, gracias a la ayuda de estos secretos, por primera vez en mi vida realicé una dieta de desintoxicación durante 10 días sin ningún sacrificio, y me sentí tan contenta, que me nacieron ganas de hacer más cambios, era tanta la alegría que esa pasión fue prendiendo en mi.

Iré escribiendo en este blog y en los próximos post cada secreto que descubrí para desbloquear los canales energéticos, las sales minerales, las sustancias de homeopatía y también la Medicina Tradicional China, que explica como las emociones afectan nuestro cuerpo y nuestra voluntad. Puedes encontrarlos en las categorías de Autoayuda y terapias.

Todas son herramientas naturales esenciales que contribuyeron a restablecer el equilibrio en mi y que también lo pueden hacer en ti.

Todo esta relacionado de alguna forma mágica... puedo y quiero cambiar mi vida. Yo puedo, tu puedes, todos podemos.

Te pueden interesar también
Por qué me falta fuerza de voluntad y motivación
Depresión o Déficit de Neurotransmisores
Significado emocional de las enfermedades